Creación de una plataforma transfronteriza para la protección de recursos naturales e intercambios binacionales

Contexto

El objetivo del Proyecto “Manejo integrado de la cuenca hidrográfica transfronteriza del Río Libón” en la República Dominicana y Haiti es regenerar áreas deforestadas, estabilizar áreas amenazadas por la degradación y poner en práctica métodos sostenibles de aprovechamiento de los recursos naturales en dicha cuenca. Esencial para lograr este objetivo, es la existencia de una conciencia común y transfronteriza entre los diferentes actores y organizaciones conviviendo en la cuenca del Río Libón y que ven como una necesidad la protección de los recursos naturales, sobre todo, bosques, suelos y agua. Por ende, la integración de organizaciones estatales y no-estatales, que están dispuestos de trabajar en conjunto en la protección de los recursos naturales de la cuenca y su fortalecimiento organizativo es de alta importancia. Otro pilar fundamental es fomentar el intercambio de conocimiento y el aprendizaje transfronterizo sobre los modelos sostenibles de aprovechamiento de los recursos naturales entre las diferentes organizaciones en la cuenca.

Procedimiento

Desde un principio, el aprendizaje mutuo y transfronterizo ha jugado un papel crucial en el proyecto de Río Libón. En particular, respecto a las medidas técnicas de los modelos sostenibles (p.ej. construcción de zanjas de infiltración, reservorios de agua) o respecto a la agricultura sostenible (p.ej. cultivo orgánico de cacao y café) se han llevado a cabo diversos intercambios transfronterizos entre organizaciones de productores dominicanos y haitianos con el involucramiento de organizaciones estatales interesadas. Estos intercambios han sido muy exitosos, no solamente desde un punto de vista técnico, sino que, también han contribuido a un mejor entendimiento de las culturas y tradiciones diferentes de producción y condiciones de vida entre los dos países. 

Con el objetivo de fomentar e intensificar tales intercambios con la participación de las diferentes organizaciones de base y autoridades locales, y, a la vez, con el objetivo de crear una conciencia común sobre la necesidad de proteger los recursos naturales y usarlos de forma sostenible en la cuenca transfronteriza, se ha conformado a inicios del año 2016 el Consejo de Cuenca del Rio Libón. Este consejo está compuesto por representantes de organizaciones de productores, organizaciones estatales y no-estatales, tanto dominicanos como haitianos. Actualmente, el Consejo de Cuenca del Río Libón, está apoyado por el proyecto Río Libón, sobre todo en cuanto a su fortalecimiento organizativo y en cuanto a su capacidad de organizar y llevar a cabo intercambios transfronterizos y fomentar el aprendizaje binacional en la zona trasfronteriza de la cuenca

Un primer trabajo importante consistía en la identificación de los problemas ambientales claves en la cuenca y en la búsqueda de soluciones que puedan ser impulsadas e implementadas por el Consejo de Cuenca. Con el apoyo de la GIZ, se ha logrado la elaboración de un llamado “Plan de Acción” del Consejo de Cuenca para el año 2016/17. Este plan consiste en una serie de actividades e intercambios dentro del tema del manejo sostenible de los recursos naturales en la cuenca. Actualmente, el Consejo de Cuenca del Río Libón, se reúne una vez al mes para planificar y coordinar las actividades del Plan de Acción y para asegurar la participación y el empoderamiento de los diferentes actores en la cuenca.

Impacto

La creación del Consejo de Cuenca del Río Libón ha fomentado la cooperación transfronteriza entre los diferentes actores locales que trabajan en la protección de los recursos naturales en la cuenca. El impacto principal del Consejo de Cuenca ha sido su función como mesa medioambiental transfronteriza. Los actores locales de ambos lados de la Cuenca del Río Libón – tanto autoridades dominicanas como haitianas - se reúnen regularmente, discuten sobre los desafíos medioambientales claves para la protección de la cuenca, y buscan soluciones comunes y viables. Tomando en cuenta la situación de la región transfronteriza entre República Dominicana y Haití, que está caracterizada por una fuerte fisura socioeconómica, y por prejuicios mutuos, el hecho de que se reúnen las autoridades locales de los dos países para gestionar y solucionar los desafíos medioambientales claves de una cuenca en común, es un gran éxito. Adicionalmente, en el lado dominicano se ha mejorado la coordinación y comunicación interinstitucional entre autoridades locales estatales y no-estatales para solucionar asuntos medioambientales de la zona transfronteri

Gracias a la elaboración del Plan de Acción y las reuniones mensuales hay un procedimiento común y coordinado sobre las medidas de la protección de los recursos naturales en la cuenca del Río Libón y sobre la organización de intercambios transfronterizos. Las actividades comunes abarcan p.ej. la reforestación en común en zonas críticas y deforestadas en la cuenca, limpiezas de cañadas hasta educación ambiental con escuelas en ambos lados de la cuenca. 

Otro impacto importante que se ha logrado a través del Consejo de Cuenca ha sido el establecimiento de comités de vigilancia civiles en la cuenca del Río Libón. Los comités de vigilancia fueron capacitados en las leyes y procedimientos medioambientales y tienen como labor principal velar por el cumplimiento de estas leyes y reportar infracciones a las autoridades locales. Actualmente hay 21 comités de vigilancia en total en las diferentes zonas y comunidades de la Cuenca del Río Libón, tanto en Haití, como en la República Dominicana

Lecciones aprendidas

  1. La creación de una organización o plataforma transfronteriza (en este caso un Consejo de Cuenca para el manejo de una cuenca transfronteriza) es muy útil para la institucionalización de intercambios transfronterizos y para garantizar el manejo sostenible y la protección de los recursos naturales a largo plazo en una cuenca binacional
  2. Es indispensable apoyar a organizaciones recientemente constituidas en su desarrollo organizacional para garantizar su existencia a largo plazo. El Consejo de Cuenca del Río Libón está apoyado en este sentido desde el 2017 a través de un experto organizacional. También la motivación de las organizaciones e individuos participantes juega un papel muy importante. El ejemplo del Consejo de Cuenca del Río Libón ha mostrado que deberían participar solamente individuos y organizaciones que están realmente comprometidos en la protección de la cuenca y sus recursos naturales.
  3. La identificación de desafíos medioambientales de una forma integral y participativa y la elaboración de una estrategia a largo plazo para el manejo sostenible de la cuenca (en este caso el plan de acción), que sirve de guía para las actividades comunes, ha servido como base común de trabajo del Consejo de Cuenca.
  4. La identificación de temas comunes relativos al manejo sostenible de la cuenca transfronteriza (p.ej. reforestación, calidad de agua) es fundamental para garantizar la motivación y cohesión de los diferentes actores.

Información general

Período de implementación
De 01/2015 hasta 12/2017
Experiencia realizada en el marco del proyecto Municipios
  • Carice, Haití
  • Cerca La Source, Haití
  • Restauracion, República Dominicana

Clasificación

Países
  • Haiti
  • Dominican Republic
Áreas de trabajo
  • Biodiversidad
    • Protección
    • Uso sostenible
  • Bosques
  • Cuencas hidrográficas
Temas transversales
  • Fortalecimiento de capacidades
  • Servicios ecosistémicos

Más información

Personas de referencia